Tanteo culinario

Hola a todos! Espero que todo esté yendo genial.

Últimamente he estado experimentando un poco y aquí os dejo los que salieron agradables a la vista. Si conocéis el Bum bo Raval aquí en Barcelona sabréis que hacen rollitos de verano vietnamitas que están buenísimos, los sirven con salsa de anacardos. Cuando iba a la uni en Plaza Universidad me caía muy cerca el restaurante así que iba a menudo, porque los mojitos también están muy buenos. Pero ahora ir sería pegarme un buen paseo. Además son súper sencillos de hacer. Lo único que requiere cocción es la carne picada de cerdo, la de hamburguesa, ya que hay que sofreirla con salsa de soja, limón y azúcar moreno, al gusto. Las láminas de arroz las podéis conseguir en cualquier tienda asiática y de relleno se añade: lechuga, zanahoria, hojas de hierbabuena, hoja de albahaca y el sofrito de carne de cerdo, también les añadí langostinos limpios y hervidos en una ocasión anterior. Las láminas de extienden en un paño húmedo y se mojan para que se ablanden con un pincel o un trozo de papel de cocina por ejemplo.

Para la salsa de anacardos solo puse media bolsa de anacardos del mercadona con un vaso de agua en la licuadora y lo dejé mucho rato.

Algo traumático que me pasó recientemente es que por primera vez en mi vida me llamaron “señora” así que con este nuevo estatus decidí que ya era hora de empezar a hacer canelones, como buena señora que se aprecie. De aquí a poco reuniré a la familia los domingos en casa para comer canelones.

Yo pensé que era un plato difícil de hacer, pero no. Me sorprendió lo rápido y fácil de que es. Compré los tubos de pasta del mercadona, trampita 1, y tambien la salsa bechamel en tetrabrick ya hecha, trampita 2. El cocido sí que lo hice para poder tener la carne tierna. Que luego la puse en la licuadora con un pelín de agua, para conseguir esa consistencia pastosa, lo sofreí con especias y foie. Después rellené los tubos de pasta con esa mezcla y todo eso lo ahogué en salsa bechamel y lo metí media hora en el horno ¡et voilà!

Por encima le rallé queso Grana padano del mercadona y popurrí de pimientas par que quede colorido. Quedaron muy buenos, par ser una señora novata quedé muy contenta con el resultado.

Esta es la misma receta de ceviche de siempre. La única diferencia es que no lleva salsa de mango si no zumo de fruta de la pasión y como ya no hay granadas le añadí frambuesas.

Este es un Ceviche Thai de mejillones. Ingredientes principales: mejillones al vapor, cebolla en trocitos pequeños, tomates cherry en rodajas, mango, hojas de hierbabuena, hojas de albahaca, jengibre picadito muy pequeño, perejil picado, leche de coco, dos limas, sal, azúcar moreno y un chorrito de salsa de soja dulce. Todo mezclado y ya está. No os asustéis por los ingredientes, yo lo preparé con un poquito de resquemor pero al final quedó buenísimo. De decoración usé patatas chip de color lila. No tienen nada de especial, saben exactamente igual, solo que son lilas.

También usé las conchas de los mejillones para decorar y darle un toque marinero.

Esta receta, camarones encocados, es de Ecuador y es bastante más complicada. Yo la he simplificado, ya que no me gusta que un plato sea demasiado pesado. Mi estómago es muy quejica. Así que sofreí con poquísimo aceite de girasol una cebolla y medio pimiento rojo en cuadritos, añadí leche de coco, al gusto, luego los langostinos y lo dejé hacer chup chup hasta que los langostinos estuvieron cocidos. Luego pimienta, perejil picado y sal y hale. Quedó muy bueno y recordad que más no significa mejor.

Compré confitura de violetas y quería utilizarla en un desayuno que no la fuese a opacar así que la añadí a una crepe con bacon, me encantó. Lo otro es un huevo frito con sal y pimienta en una crepe con un chorrito de sirope de arce.

Estas velas están hechas de chocolate. No soy muy fan del chocolate pero últimamente estoy muy volcada en decorar el piso y estoy haciendo cosas que cuando tenga listo ya os haré un post porque me parece interesante. Nunca se me ha dado excesivamente bien la decoración pero estoy cogiendo ideas, así que a ver qué tal. Para regocijo mío y pena de Eric, se me dio por hacer velas para decorar las mesas o el baño. Las de verdad las acabo usando tarde o temprano así que a estas obviamente no les prenderé fuego pero si tendré que estar pendiente de que él no se las coma…

La vela blanca es de chocolate blanco, y la rosa es también chocolate blanco con tinte rojo, las espolvoreé con confetti para darles un toque más cuco, la marrón es de chocolate negro. Os animo a que probéis a hacer cositas de este estilo, además de relajar te alegran el ánimo. Creo que ya estoy lista para empezar mi negocio de chuminadas.

Espero que os haya gustado! Que vaya bien.

Un comentario Agrega el tuyo

  1. No se como sabrá que seguro que está delicioso, desde luego la pinta es espectacular completamente, eres una chef total te lo digo¡¡¡ Un abrazo

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s